Para qué lucir divinas deje de implicar un enorme sufrimiento y se transforme en un mero trámite, a continuación te daremos algunos valiosos consejos relacionados con la depilación. Tiene sus pros y sus contras y por ello es muy importante conocer todo lo relacionado con este procedimiento cosmético.

Puede ser doloroso y hasta molesto, pero siendo sinceras ¿Quién no desea tener su piel delicada y tersa, como cuando recién se la ha depilado? Es un culposo placer al cual pocos pueden resistirse.

Sí eres de aquellas que no les gusta tener ni siquiera un pelo en el cuerpo hay que tomar en cuenta algunas recomendaciones y además seleccionar adecuadamente el método más adecuado para nuestras características. Con la piel limpia y depilada, en el verano solo resta ponerse a disfrutar.

Hay que tomar en cuenta el tipo de piel, si esta es sensible o no lo es, si es de tonalidad clara u oscura. También resulta vital seleccionar el procedimiento de depilado menos agresivo con relación al tipo de vello que se posea.

La depilación con cera es una de las alternativas más utilizadas. A veces se utiliza el sistema español o bandas adhesivas. La elección depende del tiempo y el espacio que se tenga para practicarse este método. Como puntos positivos, este sistema de depilación propicia el debilitamiento del vello con el paso del tiempo. Como puntos negativos, tenemos que provoca un desagradable oscurecimiento de la piel. Por ello hay que prestar atención a cualquier irritación o enrojecimiento de la piel.

La depilación definitiva también es muy solicitada. A favor tenemos que sí la máquina utilizada es efectiva, en tan sólo unas cuantas sesiones se elimina por completo el vello y una se olvida de volver a depilarse. Sin embargo, puede ocasionar una pequeña molestia, además de que no depila pelos rubios y canas. Las mejillas es en donde nos ofrece mejores resultados.

Utilizar la máquina de afeitar no es aconsejable aunque a veces nos saque de apuros. Nos brinda una depilación rápida y son dolor. No obstante, como puntos negativos tenemos que, en donde la utilizamos, el vello vuelve a crecer muy rápido y en tanto más se le utilice mayor será la probabilidad de lastimar esa área de la piel. Un buen consejo es el de aplicarse crema de afeitar en la zona que se desea depilar antes de cada pasada y untarse crema humectante después en especial en piernas y axilas.